viernes, agosto 07, 2020

Cae un resplandor sobre la retama,
la hora de las sombras largas
No se sabe si es una lluvia de oro
o cristal por donde el sol penetra
y se refleja
Llegan los gansos con sus parejas y
las flores caen a sus patitas
ellos picotean con suave cadencia
El viento mece las ramas delgadas
 como estiletes
y suenan
y mi cabello rojo se enreda en ellos
 bailando al son de la música y respira
el alma
Duele tanta belleza.

 

"El Ojo"

  El ojo El día plomizo enajenaba su vista, fruncía el entrecejo y entornaba los ojos, el verde desbordaba los parques.  Cruzó la calle rumb...